Black Friday Madness

Sí, Black Friday en Panamá. Una locura del consumo y yo fui. Aquí, lo yo que vi y aprendí.

Este año decidí aprovechar el famoso Black Friday -que estuvo tan publicitado y tuvo a todos los medios tan absortos que nos podrían haber metido otro de los madrugonazos gubernamentales y esta vez hubiera cola’o- pensé que si cumplía con la lista del “Niño Jesús” aunque fuera un 20% más barato y en un solo día me podía dar por satisfecha.

Antes de contarles como me fue y lo que me pasó, aquí algunas lecciones que aprendí:

1.) Estudia el territorio: Pregunta antes en las tiendas donde vas a ir porque ¡OJO! Las que hacen muuuuucha salvedad de que “sólo en mercancía seleccionada¡prepárate! van a sacar dos estantes de bobadas con lo que no han vendido en todo el año y ¡YA!

2.) Haz tu mapa: Para no caer en la histeria colectiva hice mi lista concisa. Si no, llegas a casa con un montón de cosas, sin plata y sin lo que necesitabas.

3.) Saber el momento de retirarse: En las rebajas es como en el juego. No importa cuando hayas ganado, si no te retiras a tiempo siempre terminarás perdiendo.  

4.) Logística: ¡Evita llevar tu auto! Los que hicieron su agosto fueron los de las grúas, no se daban a basto. Lo mejor es llegar en taxi y a la salida hay montones a la espera. ¡Ah! piensa que el mall es grande, si vas a comprar ropa lleva una maleta fácil de arrastrar y si van a ser cajas (juguetes o tecnología) un carrito. ¡Hace una gran diferencia! 

5.) Horarios: Piensa en las oleadas de gente, la franja de 6am-8am atrae a los fanáticos (que vienen con sangre en los ojos por ser los primeros) y a los que después tienen que cumplir un horario de trabajo fijo. Las 8am es una buena hora porque es la salida de este primer grupo. Calcula con otras oleadas grandes  Eso sí, gentío va a haber a toda hora.

Ahora bien, eso es lo que aprendí porque esto fue lo que viví…

Black Friday compras

Esta es mi pulida lista de regalos que hice con el tiempo anterior, el cuidado y la estrategia que ni en Risk. Llegué a las 8am, sin mi auto, fui directo a Felix, seleccioné sólo lo que ya tenía planeado, lo puse en mi carrito de trasnporte, me banqué una fila de mis demonios y cuando pagué “TARÁÁÁÁÁÁÁÁNNNN¿recuerdan el énfasis en lo de “sólo mercancía seleccionada?? Pues ¡toma! Toda esa logística para que sólo hubiera descuento en dos linternas de $10 dólares. Si es que hay que joderse… En fin, al menos salí de ese listado en un día…

Luego fui a Crocks y me dicen “todas las góndolas están al 50%” pensé “wow, con lo que crece el pie a las niñas, aprovecharé”. “Señorita ¿cuáles son las góndolas?” “Esa dos estanterías, y no, lo de niños no está rebajado” ¡Toma castañas! Y en Lego más o menos la misma historia…

Ya estaba yo que trinaba, sacando mi celular que de la rabia se me caía de las manos para poner en el Facebook que eso del Black Friday es un timo cuando llegué a Desigual

Black Friday Desigual

Me encanta esta tienda, su ropa divertida que aunque loca es clásica. Puedes ponértela hoy o en 10 años y sigue siendo una pieza alegre y diferente que no pasa de moda. Y toda la tienda estaba al 40% **¡toda!**  T-O-D-A. ¡Así es como se hace, caramba! Claro, terminé comprando más piezas y gastando más de lo hubiera pensado por lo que, aunque había un par más de tiendas que quería visitar, me autopractique la de “retirada” y salí sin mirar atrás. Desigual me salvó el día pero, aquí entre nosotros, no necesitaba todo lo que me compré…

¿Vale la pena? No sé, no sé… ¿ustedes qué opinan?

Por cierto, para aquellos que piensan que los panameños somos los únicos que nos estamos tomando a pecho la gringada del Black Friday miren la página de inicio del ¡HOLA! obviamente, a nadie le viene mal una excusa para impulsar el gasto y mover la economía pero ¿QUÉ LES LLAMA LA ATENCIÓN EN PARTICULAR?

Black Friday ¡Hola!¡EXACTO! ¿Que allá nadie les contó de la pelotera de Paula Deen? Colega, tú tienes que estar demasiado desconectado de la cultura y “sensibilidad gringa” para ¡poner a un negrito -digo, afrodescendiente- para promocionar el Black Friday! 

Te gustó el Artículo?

Únete a mi Tribu para recibir más

Tu Momento es ahora!

2 comentarios a “Black Friday Madness”

  1. Oriana

    Fantástico… yo también fui en taxi… elegí la franja de las 11:00 a.m. (me basé en que el trafico de Vía Porras (debajo de mi casa) había menguado considerablemente. También fui a Felix de primero (tenía unos certificados que me regalaron para el cumple) y efectivamente, lo de los racks estaba todo feo, sólo hubo un pantalón JC Crew que me terminó contando $11… lo demás lo compré full price… pero bueno… igual iba a usar los certificados, así que no me dolió: Me encontré con una amiga, almorzamos juntas y ella si consiguió unos trajes de baño super baratos (uno en Felix y uno en Yamamay) y un par de blusitas en Estampa. En Do it Center conseguí unas cajas para almacenar en $10 muy buenas y ya de salida me tropecé con Bath and Body Works a precio de pague uno y lleve 3, lo que hizo mi día y será mi regalo para todo el mundo… No hice fila, no me empujaron y a las 4 de la tarde iba de salida… creo que la actitud ayuda!

    Responder

    1. Paola Schmitt Post author

      Hola Oriana, la verdad que yo sí creo que repetiré el próximo año, evitando más las tiendas por departamentos y yendo directo a las tiendas más pequeñas que me pareció se esmeraron más por la fecha.
      También la próxima vez iré sin mi marido!!! No son la mejor compañía para un día de shopping, jaja
      gracias por escribirme, un abrazo, p.-

      Responder

Escribir un Comentario

Your email address will not be published.