¡Necesito una miserable catarsis!!

Bueno, esta entrada no tiene mayor finalidad que llevar a cabo una catarsis porque si no cuento esto ¡me reviento!

Desde ayer ando con que quiero boletos para el concierto de SON MISERABLES, después de teclear 20 veces en Ticket Plus y varios mensajes de Facebook con Nano Alemán quedó claro que por internet no se podía y, pasé por todo esto que les voy a contar de las muchas ganas que tengo de ir… ¡¡Mucho arrepinche el mío!!

Esta mañana apenas salgo de casa me voy a la Farmacia Metro. Como siempre, 10 minutos para que apareciera la chica de los boletos, otros 10 minutos ella trasteando la computadora y cajones, me pone cara de circunstancia y me sale con que “No, definitivamente se dañó la impresora de boletos así que no le puedo hacer nigún trámite” todo esto bajo la mirada apática de una cajera que más encanto tenía un cactus que ella.

Miro el reloj, se hace tarde. Me adentro en el trafico y voy corriendo para el Rey de Calle 50. Diez minutos más de fila. Finalmente mi turno

YO: – Boletos para Son Miserables, por favor

CHICA: – No, eso ya se acabó el lunes

YO: – Es para SON MISERABLES no Les Misérables

CHICA: – Hugh?

YO: – Este es el concierto de la banda, el 16 de octubre, en el Teatro Amador, en única presentación

CHICA: – ¡AAhh! ¿Entonces estos son los originales?

YO (Mentalmente): (¿Seriuosly?) 

YO: – No, joven. Son dos shows muy diferentes. SON MISERABLES es la banda panameña de los 90’s que tuvo mucho éxito por más de una década,  se disolvió y están haciendo una presentación única tocando juntos otra vez, en el Teatro Amdor, 16 de octubre, busque por favor.  Les Misérables es la adaptación musical de la obra de Victor Hugo que se presentó en el Teatro Nacional.

YO (Mentalmente): (¿Seriusly? ¿SERIOUSLY? Yo no tengo tiempo para dictar Cultura-101 ahora…)

CHICA: AAhhh… Déjeme ver…

10 minutos más tecleando. Dos llamadas. Conversación con la supervisora. Yo: Paciencia, Paola, paciencia… no pierdas la sonrisa… Finalmente:

CHICA: Pues no va a poder ser, porque no me sale

YO: ¿Quééé? Pero ¿se acabaron los boletos?

CHICA: No. Bueno, no sé. Es que se cayó el sistema así que no puedo ver nada…

Y0 (mentalmente): (¡La madre que la parió!)

Para esa hora, después de tantas chicas y dar vueltas por media ciudad ya abrió el mall. Otra vez al tráfico. Me zampo para allá. Con tanta peripecia coordino con el grupo que vamos para comprar los  boletos de todos. Llego al quiosco de Ticket Plus.

YO: – 8 boletos para Son Miserables, SON Miserables, por favor y gracias (“Palabras de poder”, esto sólo lo entienden los padres que hemos aguantado a Barney)

OTRA CHICA: – No puede ser

YO: ¿¿No?? (a esta sí le pego) ¿¿Se acabaron??

CHICA: – Es que sólo se puede 6 boletos por persona

Obviamente, después de pensar “¡La madre que la parió!” me fui con mis 6 boletos y que cada quien se busque la vida. Por ese lado aliviada (¡Ya tengo mis boletos para el concierto!) pero ¿Creen que de ahí se compuso la mañana? Noooooo, la mañanita estaba en pañales.

Después de una hora y pico de vueltas para conseguir mis queridos boletos aun me esperaba… ¡Cita para una mamografía! Si es que hay días y días….

En fin… Gracias por su paciencia, si no hubiera soltado esta verborrea hago implosión aquí mismo… Les quiero…

 

Te gustó el Artículo?

Únete a mi Tribu para recibir más

Tu Momento es ahora!

8 comentarios a “¡Necesito una miserable catarsis!!”

  1. Stella Kinkead

    Otra vez me encantas con tu “verborrea” – como tu dices – en especial con eso de “¡La madre que la parió!” que tantas veces gritamos para dentro….

    Responder

    1. Paola Schmitt Post author

      Nano, estoy segura que me lo voy a pasar genial, Ahora tengo que bucear el CD para recordarme de la letra de las canciones y dejarme los pulmones esa noche
      un abrazo, p.-

      Responder

    1. Paola Schmitt Post author

      Ya ves Liza, mucho arrepinche pero estaba decidida a comprar mis boletos y no perderme el concierto así que me fui con la mantea “el que persevera, alcanza. El que persevera, alcanza” jaja
      un abrazo, p.-

      Responder

    1. Paola Schmitt Post author

      Gracias Ana María, la verdad que me sofoqué un poco cuando pasó pero con contar la historia ya me río de la situación!! Escribir es mi mejor terapia! mi válvula de descompresión!
      Gracias por escribirme guapa
      un abrazo, p.-

      Responder

Escribir un Comentario

Your email address will not be published.