Tag Archives: coach de vida panama


Este fue mi 2018 y cómo despedir un año

despedir un año

¿Cómo fue tu 2018? Yo aquí a punto de despedir un año que para mí fue un año decisivo, extraño, intenso, retador, pero del que me siento orgullosa.

Orgullosa de haber mantenido el timón navegando en la tormenta.

Orgullosa de haber sabido manejar las situaciones, de no dejarme enredar o arrastrar, orgullosa de que en mi barco llevé a mis hijas y atravesamos los vientos y las olas, los chapuzones y tragué todo el agua amarga que fue necesaria, y más, pero ellas están bien y entonces todo está bien.

Orgullosa de que supe manejar los caballos de la exaltación con la rienda corta y tensa, lo cual requiere de estar anuente y alerta constantemente, no permití que se desbocaran, no dejé que arrasaran con todo lo que se encontraban aunque muchas veces me hubiera apetecido soltarlos y dejarlos.

Y eso, eso requirió de una fuerza en mí que no había sido llamada antes.

Estoy orgullosa que depuré de mi vida todo lo que tenía que ser despejado.

Orgullosa de saber callar y estar bien con eso, porque cuando sabes una verdad, saberla tú y estar en paz con ella es más importante y gratificante que entrar al trapo.

Orgullosa que le dije sí a la vida. Que salí de un letargo y un mundo gris y me abrí a los colores.

Eso fue una de las grandes lecciones de este año, que la vida, el mundo, tiene colores y que jamás debes renunciar a vivir con ellos.

No volveré a hacerlo nunca más.

Estoy orgullosa de mi tribu, realmente amo a mi familia, mis amigos, mis mentores, mi equipo de apoyo y la gente con la que trabajo, cada persona que me rodea significa algo para mí.

No tengo ni tiempo ni ganas de relacionarme con gente que no me llene.

Estoy agradecida, por cada persona que está en mi camino sinceramente, hoy están quienes realmente están y eso me hace muy feliz.

Estoy profundamente agradecida de las oportunidades que se me presentaron y las que se asoman cada día. Porque todo el año fue una constante que “Dios y el universo me sostienen”.

Hasta estoy agradecida de que la muerte de Lola fue rápida, sabía que ya estaba viviendo de prestado y tras 15 años de ser amada partió en menos de 24 horas. Es una dicha una buena vida como una buena muerte.

Lola: no puedo escribir sobre ti sin que se me salten las lágrimas, y por ahí mismo me empieza a sangrar la nariz así que sólo diré Gracias, gracias, gracias por ser mi compañera de vida todos estos años. Te sigo amando y recordando todos los días.

Fue un año en donde mi centro fue en mantener las piezas juntas y no permitir que nada se desmoronara. Mi atención estaba es eso y me asombré de mi propio temple y resistencia.

Hoy me siento fuerte, lo suficientemente fuerte para saber y aceptarme que también soy fragil, y vulnerable y caigo de rodillas y me duelen los golpes, sangro, se me rompen los huesos y como polvo, pero sé que siempre me voy a levantar.

Caigo, y volveré a caer, pero te aseguro que volveré a levantarme.

Una y otra vez.

Mi resiliencia es mi súper arma y mi súper poder.

Ahora, con el 2019, ha llegado el momento de enfocarme en mí.

Ya domé los caballos y les solté la rienda. Si alguien los alborota yo ya hice mi parte y que cada quien los enfrente como los trate.

Me siento libre y ligera, muy entusiasmada con este nuevo año.

¡MI MOMENTO ES AHORA!

“I am the master of my fate and the captain of my destiny”

Nelson Mandela

Tu turno

No sería yo si no te diera recursos y herramientas que tú puedas aplicar en tu vida, así que el 2019 ya está en la sala de la casa pero veamos cómo despedir un año para que atesoremos las lecciones y los logros que nos trajo el 2018.

Así que te invito a que reflexiones sobre tus logros y retos de este año 2018, que apartes un tiempo a solas con él y lo evalúes. Empecemos…

Tú, en diciembre el 2017

Yo suelo cerrar los ojos y visualizarme un año atrás, a finales de diciembre del año anterior, si haces lo mismo, ¿Qué contestarías a estas preguntas? Si lo reflexionas por escrito se vuelve todavía una experiencia más poderosa

  • ¿Qué era lo más presente para ti en diciembre del 2017?
  • ¿Cuáles eran tus metas y sueños para el año que venía?
  • ¿Qué retos enfrentabas entonces?
  • ¿Qué miedos?
  • ¿Cómo estaban tus proyectos, tu familia, tus amigos, tu salud?
  • ¿Qué se veía tan grande entonces que ahora se ve tan pequeño?
    En estos doce meses muchas cosas ocurrieron en tu vida, algunas planeadas, otras algo probables y también las que fueron totales sorpresas, y en todas estuviste tú.

Hoy estás aquí, con un montón de conocimiento nuevo sobre ti misma producto de aciertos y errores en este tiempo. Reconócetelo. Te lo mereces.

Tú, ahora, en diciembre del 2018

Tus Logros

Mirando hoy hacia atrás, si recorres de nuevo la historia recuerdas lo que hiciste

  • ¿De qué es lo que estás más orgullosa este año?
  • ¿Cuál fue tu mayor logro o superación?
  • ¿Qué requirió de ti?
  • ¿Cuál sería el logro de este año por el que te pondrías una medallita que dijera “lo hice”?
  • ¿Qué viviste que te da una gran satisfacción?
    Date a ti misma una palmada en la espalda y sonríete, lo hiciste bien.

Tus Retos

Seguramente el 2018 también te trajo bajo el brazo sus retos. Batallas que libraste, miedos a los que te enfrentaste, situaciones que te desafiaron e imprevistos o personas que te descolocaron.

Este es un buen momento para, antes de cambiar de agenda, evaluar qué no salió como queríamos, cuando no nos manejamos de la mejor manera y qué no volverías a hacer.

Ten en cuenta que uno crece tanto o más con sus errores que con sus aciertos, así que nada es un error totalmente sino más bien un aprendizaje en una forma más dura.

Tus lecciones

Si sacáramos las lecciones de esos momentos, gracias a esas experiencias

  • ¿Qué aprendiste a la dura que va a servirte en un futuro?
  • ¿Qué harás diferente y que te quedó claro hacer, o no hacer, la próxima vez?
  • Si tuvieras que extraer la lección más importante que sacaste de un reto o desacierto del 2016 y llevártela aprendida ¿Cuál sería?
    Lo más importante del año

Mirando para atrás,

¿Sobre que dirías que fue tu año 2018?

Para mí el 2018 fue de prepara el camino. Es enero del 2019 y me meta es caminarlo a conciencia. Cada paso enfocada en disfrutarlo.

Si sabes de alguien a quién le vendría bien hacer esta evaluación de su año y tener las herramientas para despedir un año

¡Compártelo!

Cuando compartimos crecemos todos.

FELIZ AÑO

I made it through the other side así que solo puede ponerse mejor y mejor

Un abrazo, p.-

Sí aun no eres parte de mi tribu querida te invito a que lo seas subscribiste a la pagina y bajando este libro de regalo.

Este año vienen muchos recursos sólo para quienes pertenecen a la tribu y me encantará compartimos contigo.

paola schmitt

>>Puedes descargar totalmente gratis AQUI mi ebook “LOS 7 PASOS PARA REINVENTAR TU VIDA” Una Guía práctica para crear una vida que ames todos los días <<

Así debe ser tu tribu para que tú crezcas

tu tribu

¿Sabías que hallazgos como las cuevas de Altamira nos prueban que desde nuestros inicios nos movíamos en tribus? Es más ¿Sabías que la pertenencia a una tribu era básicamente la única posibilidad de sobrevivir?

Ser desterrado de la tribu o perderla era una sentencia de muerte. Y eso sigue arraigado en nuestro cerebro primitivo donde percibimos el rechazo de los demás como peligro casi de extinción.

En nuestra época ancestral, la tribu se cuidaba entre sí y entre ellos se encontraban los dedicados a cada aspecto, desde curanderos y comadronas hasta los que cuidaban el fuego.

Las tareas eran divididas entre todos y estaban los que se encargaban de la defensa del perímetro o los que proveían alimentos de la caza y la recolección; entre todos criaban y cuidaban a los niños y ancianos.

Hoy el concepto y las características de la tribu han cambiado pero, todavía, como mejor nos desarrollamos y crecemos es con el apoyo y contención de una tribu y ésta, no necesariamente es tu familia o tu grupo social.

Tu tribu de verdad es ese grupo de personas que te entienden y te aceptan con todas tus singularidades y sobre todo te apoyan y te impulsan a ser mejor y llegar más lejos.

Tu tribu comparte sus anhelos con los tuyos, habla y escucha tu mensaje y tu idea, entiende que tienes una visión y un camino que has elegido para ti.

Tu tribu está ahí para apoyarte, para animarte, para fortalecer tus alas y que vueles más lejos.

Tu tribu te animará a seguir adelante con ese proyecto, con ese cambio de vida, a no dejarte vencer por el fracaso, estará contigo para encontrar nuevas maneras. Te escuchará cuando quieras desahogarte, te reflejará tu valor y tu coraje cuando dudes de ti misma y se sentará en la hoguera junto a ti cuando necesites compañía en silencio.

Tu tribu te empodera y te hace más valiente, nunca más temeroso.

Tu tribu te hace sentir bien recibida y, lo más importante, con tu tribu eres tú misma, porque no están interesados en juzgarte sino en acompañarte en tu propio proceso de crecimiento.

Tu tribu puede cambiar a medida que tú también cambias y eso está bien.

En tu proceso de evolución constante puede ser que haya personas que no te entiendan, que quisieran que seas o te comportes diferente y en cierta manera que tú sientes que no eres tú, o tal vez no compartan o vean tu visión, y está bien aceptar que esas personas, simplemente, no son tu tribu.

Tu tribu está allí, en algún lado, esperándote y comparte y entiende tu etapa del camino, por lo que se reconocerán mutuamente al encontrarse.

Ya no hay leones cavernarios afuera y, aunque todavía parezca que dejar a quienes han sido tu tribu sea una amenaza de muerte, la verdad es que siempre debes buscar la tribu que quiera lo mejor para ti y te apoye, porque con ese tipo de tribu tú crecerás y tu vida será más extraordinaria.

Además, puedes tener varias tribus que te impulsen a soñar y te acompañen a vivir diferentes aspectos de tu vida.

¿Cómo saber si alguien es de tu tribu?

Porque cuando estás con ellos fluyes y vives en total integridad donde piensas, dices y actúas como realmente sientes y eres, y con ellos no tienes aprensión por mostrar tus lados más extraños y no tienes que usar máscaras.

Y no porque alguien no sea de tu tribu es mejor o peor. Simplemente es de otra tribu y puede que estén viviendo otra etapa diferente a la tuya, con sus propios intereses y códigos de convivencia que funcionan para ellos. Pero, si en algún momento sientes que ya no perteneces, está bien que dejes a esa tribu, y te animo a que vayas a buscar una nueva para ti.

Puede que ya vivas y compartas con tu tribu ¡Qué maravilla!, o puede que estés buscando una. Te animo a que siempre te rodees de personas con las que te sientas entendida, feliz, encendida y acompañada de gente que te inspira.

Recuerda el proverbio africano que dice: “Solo llegarás más rápido, acompañado llegarás más lejos.”

Cuando estás con tu tribu estás en tu hogar, estás viviendo tu vida extraordinaria y te sientes genuinamente acompañada.

Mira a tu alrededor…

¿Dónde está tribu?

Déjame tus comentarios y cuéntame

¿Cómo es tu tribu ideal?

¿Cómo son quienes la conforman?

¿Ya tienes personas a así en tu vida?

Me encantará que vengas a formar parte de Mi Tribu Querida, para estar más conectadas y poder brindarte  herramientas además de mi apoyo en tu camino.

>>Puedes bajarte totalmente gratis AQUI mi ebook “LOS 7 PASOS PARA REINVENTAR TU VIDA” Una Guía práctica para crear una vida que ames todos los días <<

Te mando un super abrazo, p.-

Crea tu vida soñada ¡aprende a aclarar tus prioridades!

prioridades

He recibido tanto comentarios tan estupendos sobre la entrada de el poder de elegir tu tema del año que me doy cuenta de lo entusiasta que estamos de hacer un buen plan de metas. Pero, antes de entrar a caballo

¿Tienes claras tus prioridades?

Tener metas en el año nos ayuda a no andar a la deriva, así por donde nos lleve la corriente y que no nos agarre el próximo diciembre pensando que no tuvimos ningún logro sobresaliente ni avanzamos todo lo que habríamos podido.

¿No te parece frustrante cuando sientes que pasa un año detrás de otro y estás estancada en el mismo lugar?

A mí me ha pasado, he tenido años en donde me he sentido sin el control de mi vida, donde me he movido por inercia o al vaivén de las situaciones y donde definitivamente ni me levantaba con ilusión ni me acostaba orgullosa de la vida que estaba construyendo para mí.

Por eso es que he dedicado años de preparación y practica para tomar el dominio de mi vida y ayudar a otros a hacer lo mismo, porque el sentimiento de ser la creadora de tu vida, tener norte y dirección y estar tomando las acciones necesarias para seguir siempre evolucionando da un sentido de vida donde te sientes soberana. Es un lugar interno donde yo encontré una vida que amo y desde la cual puedo aportar. Por eso te digo…

Escribir metas no es el primer paso para generar los cambios que realmente quieres en tu vida, necesitas empezar por sólidas fundaciones y construir tu vida sobre tus prioridades.

Cada persona con la que trabajo esto y están dispuestas a definir sus prioridades me comparten como hacer este proceso les ha dado las herramientas para revisar las decisiones con impacto a largo plazo, revaluar su camino y ganar la confianza de tomar las decisiones correctas y crear las metas correctas.

Prioridades son las cosas que son tan importantes para ti que si te fueran arrebatadas por completo de tu vida te dejarían por el suelo.

Hay prioridades que puede que ya estés viviendo y manejando bien, así que crea tus metas sobre las áreas que quieres mejorar.

Para establecer tus prioridades primero debes crear una visión  de la vida que quieres y a continuación alinear tus prioridades para que tus metas y acciones te lleven a ella. Esta es una herramienta que aprendí y utilizo para mi misma y creo que igualmente puede serte de gran ayuda.

¿Cómo aclarar tus prioridades?

Te ayudará a hacer tu visión para sacar tus prioridades, trabajemos con las respuestas a estas preguntas

  • ¿Quién quieres ser?
  • ¿Qué quieres conseguir?
  • ¿Qué te hace feliz?
  • ¿Cuál crees es tu propósito en esta vida?
  • ¿De qué te sientes orgullosa?
  • ¿Por qué quieres ser recordado al final de tu vida?
  • ¿Qué es lo que quisieras que la gente sepa de lo que era más importante para ti?
  • Qué te hace sentir bien sobre ti misma?
  • ¿Qué áreas de tu vida son importantes para ti pero crees que debes estar pendiente de no descarriarte para darles su importancia?

De estas respuestas extrae tres prioridades que has identificado como las más importantes para ti.

Ahora, usa qué palabra te ayudará a identificarlas como una categoría, por ejemplo, “carrera”, “crecimiento personal”, “familia”, “salud”, “servicio a los demás”, “espiritualidad”, “relación de pareja” o las que veas que te salen que tienen un tema o categoría en común y, en congruencia con tu prioridad y tu tema del año

Ordena tus prioridades

  • Mi prioridad número uno es:________________
  • Mi segunda prioridad es: __________________
  • Mi tercera prioridad es: ____________________

 

Crea una declaración de compromiso con tu prioridad número uno:

“La razón por la que determinado esta área como la más importante para mi es:___________

Seré consecuente con mi primera prioridad haciendo lo mejor de mi misma en:___________

Las siguientes acciones serán consistentes con mi compromiso hacia mi mayor prioridad: __________________

Para honrar esta prioridad, limitaré lo siguiente:___________________

Para ser consecuente con esta prioridad necesito hacer los siguientes cambios: __________________________.”

Tu prioridad número uno puede ser mantener balance en tu vida, crecer tus ingresos para llevar el estilo de vida que quieres,  consolidar tu negocio y ser un referente en tu campo, trabajar en el legado que quieres dejar, mantenerte saludable.

¿En que se diferencia el prioridad del tema del año?

La prioridad es a largo plazo, te permite tomar decisiones hoy que repercutirán en tu vida a los largo de los próximos años. Invierte tu tiempo, recursos y energía en metas y objetivos que te apoyen en construir tu vida sobre lo que realmente te importa en la vida.

El tema del año es lo que te permite mantener el mejor enfoque este año para crecer en tu prioridad.

Dependiendo de tu prioridad las acciones que tomarás en las diferentes áreas de tu vida son muy diferentes.

Ahora, cuando revises tu lista de metas, tu primera pregunta para aclarar qué descartas, qué aplazas o a qué te metes de lleno debe ser:

¿Trabajar y conseguir esta meta es congruente con mi prioridad?

Y ¡BOOM! Manos a la obra.

Eres creadora de tu vida cuando las metas y las acciones que tomas están conectadas con lo que realmente es importante y está alineado contigo y tomas las acciones constantes necesarias.

Me encanta apoyar a mis clientes a definir sus prioridades y trabajar más profunda y detalladamente con los ejercicios de estrategias de metas congruentes, donde se aclaran sólidos planes de acción que llevan su vida a otro nivel, paso a paso, acción tras acción, constantes, imparables, vencedoras.

Y es que de esta manera tu brújula está siempre dentro de ti y no te sentirás perdida porque podrás regresar a ella una y otra vez para que te recuerde tu norte.

¡No te dejes para mañana! Ese proyecto y esos cambios que son importantes para ti merecen que les des la atención.

No dejes que se te vaya el tiempo, otro año más, sin enfilarte con lo que quieres para ti, sin aclarar tu norte de una vez por todas y ponerte manos a la obra en crear tu vida soñada.

Y si quieres ver como puedes crear y vivir una vida con dirección que ames todos los días, donde tomas acción contundente >> NO TE PIERDAS ESTO<<

Crea una vida extraordinaria, ¡no mereces menos!

Me encantará que me cuentes cómo te fue sacando tu prioridad número uno y qué sería lo primero que podrías a empezar a hacer desde hoy para vivir acorde a tu prioridad. Porque ya hablamos de esto en este post tan importante ¡LO QUE NO ESTA EN TU AGENDA NO EXISTE!

Un abrazo, p.-

PD. Si aun no eres parte de Mi Tribu Querida ¡me encataría que lo fueras! Solo tienes que subscribirte al blog para estar aun más conectadas y no te pierdas escritos y herramientas que puedes aplicar en tu vida

Descubre el poder de tener un tema del año

tema del año

Arrancamos el 2017 y, si no lo hemos hecho ya, vamos afilando el lápiz para crear la listita de las resoluciones, metas o propósitos de este año pero, hoy vengo a proponerte algo más intimo y más efectivo. Es el tema del año.

Esto va a darte mucha más congruencia y llevarte a donde realmente quieres llegar.

Encontrar tu tema del año será la técnica más reveladora y revolucionaría que puedas aplicar a tu vida en los próximos 12 meses que nos siguen y quiero compartir contigo como hacerlo y enseñarte como ha impactado esta técnica en mi vida desde que empecé a aplicarla hacer dos años.

Y es que yo he hecho de todo tipo de metas de año. Desde las cinco prioritarias hasta la super subdivisión y detallada por categoría dejando marcado un camino a seguir de lo más delineado.

Sin embargo, por ejemplo, el 2015 me recordó muy a su manera aquello de que “Uno propone y Dios dispone” y las metas y los planes pueden perder todo sentido en quince días, como me pasó a mí que para la mitad del mes de enero del 2015 me diágnosticaron cáncer de seno.

Fue el primer año en que, en vez de trazar una lista de metas por conseguir, decidí otorgarle al año… ¡un tema!

Sí, un tema para el año es el paraguas que va a cubrir tus pensamientos y acciones del año y va a ser tu norte aunque te cambien todas las rutas.

Es más profundo que marcarte objetivos.

Tiene menos que ver con las necesidades o los deseos de tu ego y más con la conexión con tu anhelo interior.

Tiene sus raices en tu deseo de emociones en el año y va a ser tu brújula en las decisiones que te aparezcan.

Va a darle sentido y coherencia a tus acciones durante todo el año.

En enero del año 2015 una conexión profunda con mi conciencia y mi intuición me vino a la mente que mi tema del año iba a ser: certeza.

Creo que externamente no tuve un año más incierto en mi vida.

Pasé por varias operaciones, quimioterapia, radioterapia, cambio de profesión, cierre de empresas, pérdida de seres queridos hasta un nuevo descubrimiento artístico en técnica y temática.

Nada de eso lo podría haber planeado.

Cualquiera de esas cosas me podría haber descolocado más allá de la cordura, pero siempre recordé mi paraguas del año: certeza.

Mi mayor certeza fue la convicción absoluta de que “Dios y el universo me sostienen”, y me enfrenté a cada novedad con una paz interior construída sobre esa certeza, más sólida que toda la incertidumbre a mi alrededor.

Porque cuando el caos me arrastraba yo recordaba ¿Cúal decidí que iba a ser mi tema este año? Sí la certeza es mi tema ¿qué me lleva a pensar? ¿cómo debo expresarme?  ¿qué me llama a hacer? Sobretodo ¿cómo se siente eso en mí?

En el 2016, después de un año en que había estado tan recluida en medio de tantos cambios y transformaciones internas y externas, en conexión con mi interior el tema del año que mi ser anhelaba y me pidió fue: Conexión.

Con el tema como bandera las metas y las acciones brotan por si solas.

En el 2016, hice un montón de cosas, di más de 12 charlas inspiracionales incluyendo congresos internacionales, escribí 6 artículos para la revista Punta y Coma, firmé con la Revista Ellas para dos escritos mensuales escribiendo otro tantos para ellos, lancé página de internet nueva, participé en tres 3 retiros para coaches, fui entrevista en 5 programas de televisión, comencé un espacio de coaching en radio, me llevó con cariño un artículo precioso que me hicieron en la revista Coup D’Etat y miles de cosas más que lo que tenían en común era, justamente, mi tema del año y hacer conexión.

Al igual que el 2015, no me cabía en mi cabeza haber planificado todo esto en enero, además de que haberlo planificado de entrada hubiera sido sobreacogedor, simplemente con estar clara con cual era mi tema fluí con las oportunidades que eran congruentes y ahora miro atrás y me asombro con que naturalidad pude hacer todo sin forzarlo y simplemente fluyendo con mi tema del año.

El tema del año que elijas es tu norte, es el imán que atraerá hacia ti las oportunidades alienadas y te permitirá tomar las decisiones congruentes.

Alineará tus pensamientos y tus acciones, le dará un filtro uniforme a tu vida más allá de tu cotidianidad.

Tu tema puede ser cosas como: agradecimiento, priorizar, solidificar relaciones -familiares o personales-, conexión interna, empatía, aventura, congruencia, positivismo, curiosidad, diversión, descubrimiento, cuidado propio, reto, abundancia, productividad, paz interior, acciones contundentes, expansión, experimentación… En fin…

No hay un tema correcto o incorrecto, bueno o mejor que otro, hay tantos temas como anhelos intimos en cada quien.

El tema que te llama a ti puede no tener sentido para nadie más o puede ser un deseo colectivo, lo importante es como conectas tú con él. Y…

¿Cómo encontrar el tuyo?

Apartate por un momento de la voragine del mundo, reconecta en el silencio contigo mismo y con el deseo que tengas dentro de ti para este año.

  • ¿Desde que ángulo quieres experimentar el mundo este año?
  • ¿Qué sientes que te pide tu ser?
  • De las metas que tienes en mente ¿Qué tienen en común?
  • ¿Qué te mueve y te motiva de adentro hacia afuera en este momento? Así que te den ganas de levantarte de la silla para crear planes sobre él ya y tomar las acciones.
  • ¿Qué tema sientes que tiene más sentido para ti como paraguas para las decisiones de este año siendo tu norte durante el 2017?

Ahora viene una parte muy importante que es como personificarte con tu tema y volverte contundente e imparable este año. Si tu tema del año es: _________

  • ¿En quién tienes que convertirte para manejarte bajo esa bandera?
  • ¿Qué requieres que hagas?
  • ¿Qué requiere que pienses de ti misma?
  • ¿Qué requiere que pienses de los demás y del mundo en general?
  • ¿Qué hábitos y conductas debes incluir en tu vida que te lleven a acorde a tu tema?
  • ¿A qué tienes que renunciar que no te aportará con tu tema?

Creéme:

¡Ya tienes una de las fórmulas más poderosas para arrancar tu año y convertir al 2017 en tu año¡

Dime, ¿Cúal será tu tema este año?

De veras que me encantará que me lo compartas y si tienes alguna duda más de como sacar el tuyo con gusto te daré más guía

¡Que empiece el año que vamos con todas!

fuegos artificiales

Un abrazo, p,-

(foto de retrato por Georges Don de Stile de Vita para la revista Coup D’Etat #3)

PD. Si aun no eres parte de mi Tribu Querida te invito a te subscribas al blog porque este año traigo muchas cosas excelentes que sólo comparto por email