Tag Archives: coach de vida


Así debe ser tu tribu para que tú crezcas

tu tribu

¿Sabías que hallazgos como las cuevas de Altamira nos prueban que desde nuestros inicios nos movíamos en tribus? Es más ¿Sabías que la pertenencia a una tribu era básicamente la única posibilidad de sobrevivir?

Ser desterrado de la tribu o perderla era una sentencia de muerte. Y eso sigue arraigado en nuestro cerebro primitivo donde percibimos el rechazo de los demás como peligro casi de extinción.

En nuestra época ancestral, la tribu se cuidaba entre sí y entre ellos se encontraban los dedicados a cada aspecto, desde curanderos y comadronas hasta los que cuidaban el fuego.

Las tareas eran divididas entre todos y estaban los que se encargaban de la defensa del perímetro o los que proveían alimentos de la caza y la recolección; entre todos criaban y cuidaban a los niños y ancianos.

Hoy el concepto y las características de la tribu han cambiado pero, todavía, como mejor nos desarrollamos y crecemos es con el apoyo y contención de una tribu y ésta, no necesariamente es tu familia o tu grupo social.

Tu tribu de verdad es ese grupo de personas que te entienden y te aceptan con todas tus singularidades y sobre todo te apoyan y te impulsan a ser mejor y llegar más lejos.

Tu tribu comparte sus anhelos con los tuyos, habla y escucha tu mensaje y tu idea, entiende que tienes una visión y un camino que has elegido para ti.

Tu tribu está ahí para apoyarte, para animarte, para fortalecer tus alas y que vueles más lejos.

Tu tribu te animará a seguir adelante con ese proyecto, con ese cambio de vida, a no dejarte vencer por el fracaso, estará contigo para encontrar nuevas maneras. Te escuchará cuando quieras desahogarte, te reflejará tu valor y tu coraje cuando dudes de ti misma y se sentará en la hoguera junto a ti cuando necesites compañía en silencio.

Tu tribu te empodera y te hace más valiente, nunca más temeroso.

Tu tribu te hace sentir bien recibida y, lo más importante, con tu tribu eres tú misma, porque no están interesados en juzgarte sino en acompañarte en tu propio proceso de crecimiento.

Tu tribu puede cambiar a medida que tú también cambias y eso está bien.

En tu proceso de evolución constante puede ser que haya personas que no te entiendan, que quisieran que seas o te comportes diferente y en cierta manera que tú sientes que no eres tú, o tal vez no compartan o vean tu visión, y está bien aceptar que esas personas, simplemente, no son tu tribu.

Tu tribu está allí, en algún lado, esperándote y comparte y entiende tu etapa del camino, por lo que se reconocerán mutuamente al encontrarse.

Ya no hay leones cavernarios afuera y, aunque todavía parezca que dejar a quienes han sido tu tribu sea una amenaza de muerte, la verdad es que siempre debes buscar la tribu que quiera lo mejor para ti y te apoye, porque con ese tipo de tribu tú crecerás y tu vida será más extraordinaria.

Además, puedes tener varias tribus que te impulsen a soñar y te acompañen a vivir diferentes aspectos de tu vida.

¿Cómo saber si alguien es de tu tribu?

Porque cuando estás con ellos fluyes y vives en total integridad donde piensas, dices y actúas como realmente sientes y eres, y con ellos no tienes aprensión por mostrar tus lados más extraños y no tienes que usar máscaras.

Y no porque alguien no sea de tu tribu es mejor o peor. Simplemente es de otra tribu y puede que estén viviendo otra etapa diferente a la tuya, con sus propios intereses y códigos de convivencia que funcionan para ellos. Pero, si en algún momento sientes que ya no perteneces, está bien que dejes a esa tribu, y te animo a que vayas a buscar una nueva para ti.

Puede que ya vivas y compartas con tu tribu ¡Qué maravilla!, o puede que estés buscando una. Te animo a que siempre te rodees de personas con las que te sientas entendida, feliz, encendida y acompañada de gente que te inspira.

Recuerda el proverbio africano que dice: “Solo llegarás más rápido, acompañado llegarás más lejos.”

Cuando estás con tu tribu estás en tu hogar, estás viviendo tu vida extraordinaria y te sientes genuinamente acompañada.

Mira a tu alrededor…

¿Dónde está tribu?

Déjame tus comentarios y cuéntame

¿Cómo es tu tribu ideal?

¿Cómo son quienes la conforman?

¿Ya tienes personas a así en tu vida?

Me encantará que vengas a formar parte de Mi Tribu Querida, para estar más conectadas y poder brindarte  herramientas además de mi apoyo en tu camino.

>>Puedes bajarte totalmente gratis AQUI mi ebook “LOS 7 PASOS PARA REINVENTAR TU VIDA” Una Guía práctica para crear una vida que ames todos los días <<

Te mando un super abrazo, p.-

Cómo liberarte de la culpa

Cómo liberarte de la culpa

¿No te pasa que a veces te agarra un remordimiento que te aprieta el pecho y casi que no puedes respirar bajo el peso de la culpa?

A mí sí y esto es lo que aprendí el día que dije que ya no más. El día que dije ¡Estoy harta de sentirme culpable! y si este es también tu caso vengo a decirte lo que me saca a mi de allí para que salgas de ese estado tu también. Seguir Leyendo

Junio y cómo hacer la evaluación obligatoria de medio año

Paola Schmitt Coach Junio

Ya ves, junio está que se escapa por la esquina y eso quiere decir que se fue medio año.

Sí, la mitad del 2018 ya es pasado.

Un buen momento para recordar que el tiempo es uno de los pocos recursos que no son renovables.

El tiempo que se pasó, pasó.

Por eso este es un mes genial para ver qué tan alineadas están tus acciones con el tema y las metas que querías para este año.

Enero es el mes en que empezamos con muchos bríos, con el año en blanco y oliendo a nuevo. Te dices que este año sí, porque sí van a pasar un montón de cosas que te llevarán al nuevo nivel. Pero, claro, llega la cotidianidad, la apagadera de fuegos y lo urgente se va comiendo lo importante y ese norte que nos trazamos tan claro, a veces está en el mismo lugar, en el horizonte, ni un poco más cerca y otras… ¡ha desaparecido!

Por eso me encanta junio:

Te permite hacer una evaluación, tomar medidas correctivas y, si estuviste bien encaminada, pues ponerte nuevas metas excitantes a este año.

Es el ombligo del año, la puerta del solsticio de verano, las páginas restantes de un año que te recuerdan que te esperan para ser escritas.

Varias veces he escrito aquí sobre mi tendencia a medir el año por un tema más que por objetivos definidos, porque el tema te permite tener un paraguas para tus acciones y una unidad en la metas dándote enfoque, pero también permitiendo espacio para la adaptación y abrirte a oportunidades que surgen en el camino, tomando a conciencia las que están alineadas con tu intención para este año.

Estamos en junio, así que ahora sí hay que meterle turbo y acción concreta al año.

En mi caso, mi tema este año es “Renacimiento”, así como en los dos anteriores fueron “Certeza” y “Conexión”.

A nivel personal he tomado pasos claros y determinantes con mi tema y, la maravilla de hacer un alto a medio año y mirar con ojos de pájaro en vuelo, es que puedo ver en qué otras áreas de mi vida tengo que tomar acción congruente y he visto con claridad lo que tengo que hacer en estos próximos seis meses, para sentirme que este año ha sido productivo y decisivo, interna y externamente para mí.

Es por eso que te estoy invitando a que hagas lo mismo y les saques mucho provecho a la mitad que aún queda de este 2018.

El primero paso sería retomar tu tema del año, si aún no lo tienes estás a tiempo de que lo elijas. Piensa si estuvieras a la puerta del 2019 sobre qué querrías decir que fue el 2018.

  • ¿Qué anhelo interno hay dentro de ti sobre lo que quieres expandir en tu vida en estos meses que nos quedan? ¡Aun tienes medio año para hacerlo transformador!

Como es el momento de hacer evaluación, hay que mirar atrás y ver qué has hecho de enero a junio con esas metas que trazaste con tanto entusiasmo al inicio del año.

  • ¿Qué has hecho, personal y profesionalmente, alineado con las expectativas que tenías para este año?

  • ¿Qué has hecho hasta ahora, que ha contribuido a tu crecimiento y que ha sido significativo para hacer de éste un año importante en tu vida?

Es momento de hacer inventario, de ser honesto cuando vemos que hemos dado vueltas en círculo pero no avanzando realmente y también, es momento de celebrarnos lo que hayamos logrado saliendo de nuestra zona de comodidad y rutina, que nos ha llevado a un nuevo lugar.

“Junio es el mes perfecto para detener las máquinas, afinar la ruta y lanzarnos con todo para tener un año de grandes resultados”.

Para eso, te invito a que tomes papel y lápiz y respondas estas preguntas, mejor con tu tema como bandera para darle congruencia a tus respuestas

Con esto tendrás una herramienta estupenda y tu ruta de navegación clara, para enfocarte y sacarle el mejor provecho a lo queda del año.

  • ¿Qué tendría que pasar en lo que queda de este año para sea memorable para ti a nivel personal y profesional, acorde con el tema que quieres que defina tu año?
  • ¿Qué requiere que hagas a nivel de tu salud, crecimiento personal, tus relaciones, tus finanzas?
  • ¿Qué requiere que hagas a nivel profesional, en tu carrera o negocio, para que sientas que estás realmente encaminada a tu siguiente nivel?
  • ¿Qué requiere que pienses sobre ti misma para que todo esto ocurra? ¿Que eres una persona capaz de ser valiente, organizada, decidida, enfocada, recursiva y/o emprendedora? ¿Cómo te servirá más que te definas a ti misma?
  • ¿Qué requiere que pienses sobre los demás y sobre el mundo? ¿Que hay personas allí afuera que necesitan lo que sólo tú puedes ofrecer? ¿Que puedes hacer alianzas donde todos ganen? ¿Que estamos en un mundo de oportunidades? ¿Que hay una tribu y soporte en otros para ti?
  • ¿Qué hábitos y conductas debes incluir en estos próximos seis meses para alcanzar estos objetivos? ¿Comer mejor, meditar, hacer ejercicio, organizar tus objetivos semanales y acciones, madrugar más o acostarte más temprano, pensar en positivo, ahorrar, invertir…?
  • ¿A qué debes renunciar? ¿Conversaciones inútiles (tú sabes, bochinche)? ¿Horas de televisión? ¿Personas negativas? ¿Proyectos y ofertas que no te enfocan en lo que quieres lograr para ti este año?

 

Haz tu plan de los próximos seis meses, qué quieres que ocurra, qué acciones debes tomar para ello y en qué fechas debe darse cada paso. Recuerda que ¡lo que no está en tu agenda, no existe!

Celebra que es junio y el año no está medio vacío, está medio lleno y esperándote para que tomes acción y hagas del 2018 un año definitivo para ti.

Cuéntame ¿Cuál es esa meta sin la que no vas a dejar que se te vaya el año?

Tu entusiasmo inspira a otros y cuando compartimos siempre crecemos todos, así que me encantará que me dejes esa meta aquí, en los comentarios.

Un abrazo, p.-

paola schmitt

*** Descarga GRATIS mi Guía práctica para que crees una vida que ames todos los días “7 Pasos para enamorarte de tu vida” (Descárgala AQUI) ***

Crea tu vida soñada ¡aprende a aclarar tus prioridades!

prioridades

He recibido tanto comentarios tan estupendos sobre la entrada de el poder de elegir tu tema del año que me doy cuenta de lo entusiasta que estamos de hacer un buen plan de metas. Pero, antes de entrar a caballo

¿Tienes claras tus prioridades?

Tener metas en el año nos ayuda a no andar a la deriva, así por donde nos lleve la corriente y que no nos agarre el próximo diciembre pensando que no tuvimos ningún logro sobresaliente ni avanzamos todo lo que habríamos podido.

¿No te parece frustrante cuando sientes que pasa un año detrás de otro y estás estancada en el mismo lugar?

A mí me ha pasado, he tenido años en donde me he sentido sin el control de mi vida, donde me he movido por inercia o al vaivén de las situaciones y donde definitivamente ni me levantaba con ilusión ni me acostaba orgullosa de la vida que estaba construyendo para mí.

Por eso es que he dedicado años de preparación y practica para tomar el dominio de mi vida y ayudar a otros a hacer lo mismo, porque el sentimiento de ser la creadora de tu vida, tener norte y dirección y estar tomando las acciones necesarias para seguir siempre evolucionando da un sentido de vida donde te sientes soberana. Es un lugar interno donde yo encontré una vida que amo y desde la cual puedo aportar. Por eso te digo…

Escribir metas no es el primer paso para generar los cambios que realmente quieres en tu vida, necesitas empezar por sólidas fundaciones y construir tu vida sobre tus prioridades.

Cada persona con la que trabajo esto y están dispuestas a definir sus prioridades me comparten como hacer este proceso les ha dado las herramientas para revisar las decisiones con impacto a largo plazo, revaluar su camino y ganar la confianza de tomar las decisiones correctas y crear las metas correctas.

Prioridades son las cosas que son tan importantes para ti que si te fueran arrebatadas por completo de tu vida te dejarían por el suelo.

Hay prioridades que puede que ya estés viviendo y manejando bien, así que crea tus metas sobre las áreas que quieres mejorar.

Para establecer tus prioridades primero debes crear una visión  de la vida que quieres y a continuación alinear tus prioridades para que tus metas y acciones te lleven a ella. Esta es una herramienta que aprendí y utilizo para mi misma y creo que igualmente puede serte de gran ayuda.

¿Cómo aclarar tus prioridades?

Te ayudará a hacer tu visión para sacar tus prioridades, trabajemos con las respuestas a estas preguntas

  • ¿Quién quieres ser?
  • ¿Qué quieres conseguir?
  • ¿Qué te hace feliz?
  • ¿Cuál crees es tu propósito en esta vida?
  • ¿De qué te sientes orgullosa?
  • ¿Por qué quieres ser recordado al final de tu vida?
  • ¿Qué es lo que quisieras que la gente sepa de lo que era más importante para ti?
  • Qué te hace sentir bien sobre ti misma?
  • ¿Qué áreas de tu vida son importantes para ti pero crees que debes estar pendiente de no descarriarte para darles su importancia?

De estas respuestas extrae tres prioridades que has identificado como las más importantes para ti.

Ahora, usa qué palabra te ayudará a identificarlas como una categoría, por ejemplo, “carrera”, “crecimiento personal”, “familia”, “salud”, “servicio a los demás”, “espiritualidad”, “relación de pareja” o las que veas que te salen que tienen un tema o categoría en común y, en congruencia con tu prioridad y tu tema del año

Ordena tus prioridades

  • Mi prioridad número uno es:________________
  • Mi segunda prioridad es: __________________
  • Mi tercera prioridad es: ____________________

 

Crea una declaración de compromiso con tu prioridad número uno:

“La razón por la que determinado esta área como la más importante para mi es:___________

Seré consecuente con mi primera prioridad haciendo lo mejor de mi misma en:___________

Las siguientes acciones serán consistentes con mi compromiso hacia mi mayor prioridad: __________________

Para honrar esta prioridad, limitaré lo siguiente:___________________

Para ser consecuente con esta prioridad necesito hacer los siguientes cambios: __________________________.”

Tu prioridad número uno puede ser mantener balance en tu vida, crecer tus ingresos para llevar el estilo de vida que quieres,  consolidar tu negocio y ser un referente en tu campo, trabajar en el legado que quieres dejar, mantenerte saludable.

¿En que se diferencia el prioridad del tema del año?

La prioridad es a largo plazo, te permite tomar decisiones hoy que repercutirán en tu vida a los largo de los próximos años. Invierte tu tiempo, recursos y energía en metas y objetivos que te apoyen en construir tu vida sobre lo que realmente te importa en la vida.

El tema del año es lo que te permite mantener el mejor enfoque este año para crecer en tu prioridad.

Dependiendo de tu prioridad las acciones que tomarás en las diferentes áreas de tu vida son muy diferentes.

Ahora, cuando revises tu lista de metas, tu primera pregunta para aclarar qué descartas, qué aplazas o a qué te metes de lleno debe ser:

¿Trabajar y conseguir esta meta es congruente con mi prioridad?

Y ¡BOOM! Manos a la obra.

Eres creadora de tu vida cuando las metas y las acciones que tomas están conectadas con lo que realmente es importante y está alineado contigo y tomas las acciones constantes necesarias.

Me encanta apoyar a mis clientes a definir sus prioridades y trabajar más profunda y detalladamente con los ejercicios de estrategias de metas congruentes, donde se aclaran sólidos planes de acción que llevan su vida a otro nivel, paso a paso, acción tras acción, constantes, imparables, vencedoras.

Y es que de esta manera tu brújula está siempre dentro de ti y no te sentirás perdida porque podrás regresar a ella una y otra vez para que te recuerde tu norte.

¡No te dejes para mañana! Ese proyecto y esos cambios que son importantes para ti merecen que les des la atención.

No dejes que se te vaya el tiempo, otro año más, sin enfilarte con lo que quieres para ti, sin aclarar tu norte de una vez por todas y ponerte manos a la obra en crear tu vida soñada.

Y si quieres ver como puedes crear y vivir una vida con dirección que ames todos los días, donde tomas acción contundente >> NO TE PIERDAS ESTO<<

Crea una vida extraordinaria, ¡no mereces menos!

Me encantará que me cuentes cómo te fue sacando tu prioridad número uno y qué sería lo primero que podrías a empezar a hacer desde hoy para vivir acorde a tu prioridad. Porque ya hablamos de esto en este post tan importante ¡LO QUE NO ESTA EN TU AGENDA NO EXISTE!

Un abrazo, p.-

PD. Si aun no eres parte de Mi Tribu Querida ¡me encataría que lo fueras! Solo tienes que subscribirte al blog para estar aun más conectadas y no te pierdas escritos y herramientas que puedes aplicar en tu vida