Así se despide un año

despedir el año

El 2017 está a punto de salir por la puerta trasera y nos relamemos con el 2018 y las ganas de hacerlo nuestro año y, con este ejercicio, podrás despedir el año con los mejores cimientos para el que viene

¿Estás lista para agarrar el toro por los cuernos, hacer este ejercicio revelador y tener un 2018 que te lleve directo a tu próximo nivel?

Porque tu momento es ahora.

¿Sabes? Este año ha sido extraño para mí. Sin las explosiones ruidosas del 2015 ha sido también un año donde se han movido los cimientos desde las entrañas. Lo bueno, lo malo y lo feo han cabido en este 2017 y me queda la certeza absoluta de que uno propone y Dios dispone.

Cuando El dispone, coloca las cosas en su sitio y, aunque para ello tenga que arrancarte unas, siempre es para abrir espacio para otras.

Con gozo hago recuento de lo bueno de haber lazado proyectos nuevos que han sido exitosos y he disfrutado un montón, como el lanzamiento de mi primer curso on-line, talleres de coaching grupal, charlas en nuevos lugares y he llegado a nuevas personas y públicos. He tenido muchos clientes que han hecho de mi profesión un disfrute y participado en varias alianzas con otras personas que al igual que yo, hemos hecho del crecimiento personal nuestra bandera.

Pero también ha sido un año de temblores subterráneos que han hecho que en la superficie sobretodo se caigan muchas máscaras.

Creo que este año me ha traído una gran depuración de mi tribu, mirar a muchas personas a mi alrededor y con asombro verlas de verdad, concluir que el que no te suma que no te reste, ¡y si te resta ya ni te cuento! y al mismo tiempo darme conocer nuevas personas, o acercarme a algunas que ya conocía y recibir que son seres de luz y apoyo.

Sí, creo que para mí este ha sido un año de calibrar relaciones interpersonales. Hm, lo descubro mientas lo escribo.

Ahora, con miras al este próximo año, si eres algo como yo, exigente contigo misma y entusiasta de ponerte nuevos retos y crecer, ya estás levantando la barra y preparándote para alcanzar nuevos logros y dejar viejas pieles.

Puede que estés puliendo tus proyectos y viendo los requisitos necesarios para asegurar que los cumplas. Ya sabes, más definición por aquí, mejor cálculos por allá, estructuración de tiempo, recursos, retos y beneficios, vamos, que te pican las manos por estrenar agenda.

Aunque es fantástico que le tengamos tantas ganas a este año nuevo, que estemos preparando sueños y planes que arrancan en enero, hoy vengo a compartirte la mejor manera de evaluar este año que está terminando y, antes de que desaparezca, dedícale un tiempo, así como quien diría una salida para un café con un amigo.

Despídelo con el cariño y respeto que le dedicarías a alguien que te ayudo a crecer.

Porque, aun cuando sus métodos no siempre hayan sido los que hubieras elegido, las lecciones que tienes hoy te hacen más fuerte y más sabia de lo que eras un año atrás.

Estoy segura que das para mucho más, pero cuando tenemos los ojos constantemente en el horizonte perdemos de vista el camino que hemos recorrido, lo que es sumamente importante para mantener la dirección en el futuro.

Así que te invito a que reflexiones sobre tus logros y retos de este año 2017, que apartes un tiempo a solas con él y lo evalúes.

Tú, entonces, en diciembre el 2016

Yo suelo cerrar los ojos y visualizarme un año atrás, a finales de diciembre del año anterior, si haces lo mismo, ¿Qué contestarías a estas preguntas? Si lo reflexionas por escrito se vuelve todavía una experiencia más poderosa

  • ¿Qué era lo más presente para ti en diciembre del 2016?
  • ¿Cuáles eran tus metas y sueños para el año que venía?
  • ¿Qué retos enfrentabas entonces?
  • ¿Qué miedos?
  • ¿Cómo estaban tus proyectos, tu familia, tus amigos, tu salud?
  • ¿Qué se veía tan grande entonces que ahora se ve tan pequeño?
    En estos doce meses muchas cosas ocurrieron en tu vida, algunas planeadas, otras algo probables y también las que fueron totales sorpresas, y en todas estuviste tú.

Hoy estás aquí, con un montón de conocimiento nuevo sobre ti misma producto de aciertos y errores en este tiempo. Reconócetelo. Te lo mereces.

Tú, ahora, en diciembre del 2017

Tus Logros

Mirando hoy hacia atrás, si recorres de nuevo la historia recuerdas lo que hiciste

  • ¿De qué es lo que estás más orgullosa este año?
  • ¿Cuál fue tu mayor logro o superación?
  • ¿Qué requirió de ti?
  • ¿Cuál sería el logro de este año por el que te pondrías una medallita que dijera “lo hice”?
  • ¿Qué viviste que te da una gran satisfacción?
    Date a ti misma una palmada en la espalda y sonríete, lo hiciste bien.

Tus Retos

Seguramente el 2017 también te trajo bajo el brazo sus retos. Batallas que libraste, miedos a los que te enfrentaste, situaciones que te desafiaron e imprevistos o personas que te descolocaron.

Este es un buen momento para, antes de cambiar de agenda, evaluar qué no salió como queríamos, cuando no nos manejamos de la mejor manera y qué no volverías a hacer.

Ten en cuenta que uno crece tanto o más con sus errores que con sus aciertos, así que nada es un error totalmente sino más bien un aprendizaje en una forma más dura.

Tus lecciones

Si sacáramos las lecciones de esos momentos, gracias a esas experiencias

  • ¿Qué aprendiste a la dura que va a servirte en un futuro?
  • ¿Qué harás diferente y que te quedó claro hacer, o no hacer, la próxima vez?
  • Si tuvieras que extraer la lección más importante que sacaste de un reto o desacierto del 2016 y llevártela aprendida ¿Cuál sería?
    Lo más importante del año

Mirando para atrás,

¿Sobre que dirías que fue tu año 2017?

Ejemplos. Conexión, aprendizaje, coraje, balance, introspección, lanzamiento, organización, familia…

Y la última pregunta y tal vez la más importante:

¿Cuál fue el mayor aprendizaje que tuviste este año?

Como te dije, tanto tú como yo, hoy somos más fuetes y más sabias. Tenemos más herramientas para el futuro, más certeza en nuestras acciones y más recursos para este año venidero para el que tenemos tantos planes.

Prepárate para el 2018 con toda tu ilusión mientras despides al 2017 como a un buen amigo que se va después de ayudarnos a crecer brindándonos tantas experiencias, es así como estarás mejor preparada para hacer los mejores planes asentada en todo lo que aprendiste este año.

De veras te recomiendo que hagas este ejercicio porque es de lo más revelador y me encantará que me cuentes ¿Cuál ha sido tu mayor aprendizaje este año?

 ¿Sabes de alguien a quien le vendría estupendo hacer este balance?

Pues te agradezco si ¡se lo compartes! porque esta manera de despedir el año te dará a ti y tus amigos una claridad y satisfacción invaluables para empezar un año mejor armada.

Un beso enorme y

¡Felices Fiestas!

A por el 2018 ¡Hazlo tu año!

Con el cariño de siempre, p.-

PD. Si aun no eres parte de Mi Tribu Querida me encantaría que lo fueras subscribiéndote al blog ¡este año viene cargado de cosas estupendas que sólo envío por email!

Te gustó el Artículo?

Únete a mi Tribu para recibir más

Tu Momento es ahora!

15 comentarios a “Así se despide un año”

  1. Julie

    Gracias Paola!!!
    Maravilloso ejercicio!!! Lo pondré en pràctica.
    Feliz y venturoso año 2018 para tí y los tuyos!!

    Responder

    1. Paola Schmitt Post author

      Hola Julie, de veras que es un ejercicio donde hasta uno mismo se sorprende de todo lo que hemos crecido y aprendido. Un abrazo y feliz año, p.-

      Responder

  2. Ana María Briones

    Excelente guía! Bienvenido 2018 lleno de Salud, amor, positivismo y nuevos cambios🤗

    Responder

  3. Rosi Albornoz

    El 2017 fue un año duro, tome conciencia, me di de cara en el piso, pero estoy agradecida por la familia espectacular que tengo. Por el compañero que Dios puso en mi camino y por los proyectos…. no imaginas lo bien que me ha caido tu ejercicio… Muchas gracias y un muy feliz 2018!!!

    Responder

    1. Paola Schmitt Post author

      Rosi me alegra un montón que el ejercicio te haya servido para darte cuenta sobretodo de que eres mas fuerte y mas sabia, que el 2018 este lleno de magia y sorpresas de las buenas para ti. Un abrazo, p.-

      Responder

  4. Karina Lara

    Excelente! Y es cierto lo que comentas que si lo escribes es mucho más poderoso! Hace años leí un libro de nombre Life Strategies y todo se basaba en escribir sobre ti. Me cambió la vida.
    Muchas Gracias por compartir.

    Responder

    1. Paola Schmitt Post author

      Hola Karina, si, escribir lo que pensamos y deseamos hace conexiones neurológicas muchísimo mas fuertes. Voy a buscar el libro que recomiendas, un abrazo y feliz año, p.-

      Responder

  5. Noelia

    Si no hubiera escrito cada una de las preguntas y respuestas no podría haber tomado conciencia de lo qie realmente significó el 2017. Sin duda el mayor “gol” fue darme cuenta que no puedo postergar más la búsqueda de mi propósito o los deseos que me motivan sin que ello implique odiar la vida que tengo o despreciar mis logros.. Gracias por el ejercicio.

    Responder

    1. Paola Schmitt Post author

      hola Noelia estos ejercicios son super esclarecedores y en especial nos enseñan a ser compasivos con nosotros y apreciar lo que hemos hecho y hemos enfrentado. Te recibo tu mail que te contesto mamañana sin falta para que podamos tener una sesión exploratoria y profundizar mas
      un abrazo, p.-

      Responder

  6. Carlota

    Excelente mi querida Paola. Hay que escribir y despues actuar sobre las propuestas escritas. Que este año venga con alabanzas de triunfo en todo lo que nos propongamos conseguir. Te felicito por tu espiritu cargado de positivismo. Y te auguro muchos exitos y que Dios te bendiga con salud, paz, armonia y te llene de bendiciones. Sabes que te quiero y admiro mucho.

    Responder

Escribir un Comentario

Your email address will not be published.